“¿Es útil sancionar las filtraciones?”

12-04-2016

En cuanto a los casos de financiamiento irregular de campañas, el conocimiento público de estos ha contribuido a que las reformas legales hayan avanzado de manera decidida, aprobando las leyes antes de las próximas elecciones municipales.

 

Hoy la Cámara de Diputados comienza a revisar la Agenda Corta Antidelincuencia, la cual ha sido bastante polémica por normas como el control preventivo de identidad y la sanción por filtraciones de investigaciones, que finalmente se acotó y aplica solo para las personas que intervienen directamente en el proceso.

Mucho se ha discutido sobre la necesidad de sancionar de manera más drástica las filtraciones de investigaciones, con el objeto de que éstas no se frustren. A mi juicio es algo difícil de controlar y, además, más difícil aún es determinar quién filtró la información cuando la prensa tiene derecho a resguardar su fuente. También creo que hay que distinguir entre investigaciones por hechos como narcotráfico, lavado de dinero o terrorismo, que otro tipo de delitos que impliquen a autoridades o funcionarios. En el último caso hay un evidente interés público, mientras que en el primero es legítimo establecer que las investigaciones sean reservadas para asegurar su éxito.

Por otra parte, hay que tener cuidado para que este tipo de normas no dificulten la labor periodística, inhibiendo a fuentes que pueden ser útiles para investigaciones importantes. También llama la atención que la sanción que se pretende imponer sea más alta que para algunos casos que parecen de mayor gravedad, como la colusión, hoy sin sanción penal.

Sin duda que todas las personas investigadas gozan de la presunción de inocencia mientras los tribunales no emitan una condena, pero esto no impide que la opinión pública pueda informarse y tomar una postura sobre los hechos investigados. En cuanto a los casos de financiamiento irregular de campañas, el conocimiento público de estos ha contribuido a que las reformas legales hayan avanzado de manera decidida, aprobando las leyes antes de las próximas elecciones municipales. Esperemos que los parlamentarios tomen en consideración estos hechos al votar estas normas y que lo aprobado no limite la libertad de expresión ni el derecho a la información de toda la ciudadanía.

Disponible en La Hora.

* Fotografía La Tercera.