Espacio Público y REAL instan a continuar con reformas para evitar la corrupción en Chile y Latinoamérica

18-12-2018

El conocimiento en los últimos días de casos de corrupción dentro de las Fuerzas Armadas, viajes aparentemente injustificados de distintas autoridades y los altos niveles de opacidad que existe en los municipios han azotado la credibilidad de la ciudadanía en las instituciones. Situación que no sólo se vive en Chile, sino que en el resto de Latinoamérica, donde casos como Odebrecht continúan poniendo en riesgo la democracia en la región.

Es en este contexto que este domingo 9 de diciembre, a un año de la creación de la Red Anticorrupción de América Latina (REAL) y en el marco del Día Internacional Contra la Corrupción, Espacio Público junto a otros siete centros de estudios de la región que componen esta alianza  hacen un llamado a los estados a concretar reformas pendientes en la materia.

Medidas como el fortalecimiento del sistema autónomo de control y/o judicial, promoción de la  protección a denunciantes de corrupción (“whistleblower”) y fiscalizar el financiamiento a la política son algunas de las medidas que esta red recomienda que se deben llevar a cabo por los distintos estados.

Al respecto, la directora de Incidencia de Espacio Público, María Jaraquemada, sostiene que “lamentablemente América Latina sigue destacando como un mal alumno en la lucha contra la corrupción en indicadores internacionales como el del Banco Mundial y Transparencia Internacional. Aún no nos sacudimos de las consecuencias del caso Odebrecht, que afectó a 10 países de la región y que ha llevado incluso a ex Presidentes a ser investigados por el caso”.

“Por eso, en el día internacional contra la corrupción debemos tomar conciencia que nos queda mucho por avanzar en esta materia para tener mejores democracias y países más justos y equitativos para todos sus ciudadanos, promoviendo las reformas necesarias para decir #Noalacorrupción”, agrega Jaraquemada.

REAL es integrada por Grade, de Perú; Grupo Faro, de Ecuador; ASIES, de Guatemala; IMCO, de México; FUSADES, de El Salvador; Fedesarrollo, de Colombia; CADEP, de Paraguay; y Espacio Público, de Chile. Todas instituciones que cuentan con una amplia experiencia en el estudio y promoción de leyes para combatir la corrupción.

Entre sus objetivos se encuentran busca generar conocimiento para el diseño de políticas públicas y la realización de acciones de incidencia para combatir la corrupción- tanto en sus manifestaciones nacionales como internacionales- mediante la elaboración de reformas institucionales, que sirvan como herramientas para la labor de prevención, detección, investigación y sanción de los delitos de corrupción de los estados, y así lograr un combate eficaz en el continente, afrontando las causas estructurales de esta.

Es por ello que los ocho centros de estudios están trabajando en un informe panorámico anticorrupción que aborda: 3 casos relevantes de corrupción en cada país que se han conocido en los últimos 5 años; 3 reformas en la materia que se han materializados en los últimos 5 años; y, 3 reformas pendientes en materia de combate a la corrupción